Ananda Yoga International

Tu día será mejor si has tenido un sueño reparador, Alimentación

En el Ayurveda hay tres energías* de las que hablamos: vata, pitta, kapha. En este contexto hablaremos de vata, conocida como la energía del viento, en el cuerpo se encuentra en el intestino grueso, en el sistema nervioso, en las articulaciones. Si has notado cambios importantes de humor, insomnio o despiertas hacia las 2 ó 3 am, sueño irregular, estos son indicadores de que puedes tener un desbalance en vata, provocado por los cambios en el clima, la rutina, la dieta, entre otros.

¿Qué puedes hacer para recuperar el balance y mejorar la calidad del sueño?

Aunque conocido por sus fabulosas hierbas y aceites, el Ayurveda lo primero que sugiere es observar la dieta, cómo y con qué te alimentas. Sorprendentemente querrás consumir los alimentos que agravarán tu condición, por ejemplo, muchos consideran el alcohol como una alternativa para dormir, después de un par de copas te vas a la cama y caes profundamente dormido; sin embargo, unas horas después despiertas o tienes un sueño poco reparador.

Enfocados en los alimentos, el camino a seguir es favorecer aquéllos que sean naturalmente de sabor:

  • Dulce, un sabor fácil de reconocer que se encuentra en glucosa, sacarosa, fructosa, maltosa y lactosa, también en muchos carbohidratos, grasas y proteínas. Pero el sabor dulce es a menudo más sutil de lo que podríamos imaginar. Por ejemplo, el arroz, la albahaca, el marañón y la leche son predominantemente dulces. 
  • Agrio, tiende a ser bastante familiar, reconocido sin esfuerzo en los cítricos. A menudo “fruncimos” cuando nos encontramos con el sabor agrio e inmediatamente humedece la boca y aumenta el flujo de saliva. Lo encuentras también en el queso, la mantequilla y las pasas (a  consumir remojadas).
  • Salado, se deriva básicamente de la sal y se identifica fácilmente en nuestras dietas. Para evitar el sobreconsumo, puedes encontrarle en productos alternativos como el apio (con moderación), las algas marinas, la tuna y el requesón.

Es aconsejable reducir o eliminar el consumo de algunos alimentos que perturban vata, tales como bebidas gaseosas, frituras, ensaladas, papas, tomates, berenjenas, frijoles, ajíes, frutas o vegetales congelados, crudos o secos. Alimentos lácteos fermentados, como el yogurt y el kefir, agitan el sueño si lo consumes tarde en la noche.

Favorece los bebidas y comidas a temperatura ambiente o calientes, los alimentos recién cocinados, pues los alimentos crudos o fríos requieren más energía para la digestión. Usa especias como pimienta, canela, jengibre, pippali y mostaza en granos para condimentar.

Si no quieres eliminar completamente alguno de estos alimentos de tu dieta, considera consumirlos en pequeñas cantidades y durante las horas en que el fuego digestivo es más fuerte, de 10am a 2pm, y evita consumirlos a la hora de la cena o justo antes de irte a la cama. Dos puntos claves en la alimentación es mantener horarios regulares para las comidas y comer en un lugar tranquilo, la rutina ayuda a recuperar el balance, el cuerpo encuentra su biorritmo y funciona mucho mejor. 

Recuerda, puedes apoyarte en hierbas y suplementos para un mejor sueño, pero lo más importante es tratar la fuente de las perturbaciones, sigue estos consejos y notarás la diferencia.

por

Yira Carrasco-Kemlin

RYT 500, E-RYT200, YACEP, AYS

Encuentra los productos mencionados en el artículo y otras más para mejorar la calidad del sueño en los siguientes enlaces: 

PippaliAceite de sésamoHealthy VataI Sleep SoundTriphala

* Leer Introduction to the three energetic forces,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *